Cómo preparar licuados contra el cáncer

Los licuados, smoths, batidos y mezclas de frutas y vegetales, son tendencia entre todas aquellas personas preocupadas por llevar una vida saludable y una alimentación sana.

Por su parte, los análisis que han realizado los grupos conformados por científicos especializados en cáncer, médicos naturalistas y homeópatas, entre otros, han establecido desde hace décadas,  una relación directa entre los alimentos que consumimos y el desarrollo de enfermedades

Es por esta razón, que diferentes portales, páginas especializadas y libros de recetas en general, se preocupan más cada día, en enseñarnos recetas sobre cómo preparar licuados contra el cáncer, de una forma práctica y sencilla.

De hecho, pacientes que padecen síntomas cáncer, han mostrado mejoría e incluso han visto desaparecer estos síntomas, luego de establecer el  consumo de licuados, como parte de su rutina diaria.

Otros por su parte, dicen haber minimizado los molestos efectos de la quimioterapia y la radio terapia, tras la incorporación de licuados saludables a su alimentación.


La explicación que ofrece la ciencia a este interesante fenómeno, es que la mayoría de frutos y vegetales que se utilizan en estos batidos, contienen una alta dosis de  antioxidantes provenientes de las vitaminas, minerales y nutrientes que los componen, que han resultado ser unos potentes factores anticancerígenos naturales.

Veamos entonces, unos ejemplos de cómo elaborar estos licuados en casa y añadirlos como complemento de nuestras comidas o consumirlos como merienda única.

Sin embargo, se recomienda el consumo de los batidos, muy temprano en la mañana, justo al levantarte y antes de comenzar cualquier actividad diaria, para llenarte de energía y evitar el cansancio.

Cúrcuma:

Esta especie, tan popular en India, es utilizada en la mayoría de los platos propios de la cultura de ese país. Su principal componente es la curcumina, una sustancia química, de alto poder antiinflamatoria, antioxidante y reductora del riesgo de contraer cáncer.

El batido se prepara licuando una banana madura, en leche de almendras, a la cual se le agrega una cucharada de cúrcuma molida y una cucharada de miel. Es sumamente energética y puede ser consumida por todos los miembros de la familia.

Frutos rojos:

También conocidos como frutos del bosque y por tener un fuerte y agradable sabor, son ricas en ácido elágico, una sustancia que suscita desaparición natural de las células cancerosas, preservando  las sanas;  son las preferidas por quienes practican la buena alimentación y por aquellos que se encuentran bajo tratamiento de quimioterapia, pues estos pacientes reportan que sienten alivio a las reacciones secundarias de la quimioterapia o radio terapia, una vez que consumen licuados rojos.

La manera de prepararlos es sumamente sencilla: agregas a tu licuadora unas cuantas fresas, moras, arándanos, fresas, frambuesas y/o  zarzamoras, le pones agua potable o leche vegetal y mucho hielo picado. Las hojas de estevia para endulzar, son opcionales.

Granada:

Esta fruta es una gran fuente de antioxidantes que protegen del envejecimiento celular y los radicales libres, tiene alto contenido de vitaminas C, E, B9 y ácido fólico, además se ha comprobado sus altos niveles de fósforo, potasio y calcio, que acompañan los polifenoles protectores, que son grandes aliados en la lucha contra el cáncer.

Prepara un nutritivo y saludable licuado de granadas, colocando una de ellas, en la licuadora con el jugo de dos naranjas y unas hojas de estevia, licúa y cuela. Es recomendable prepararlo justamente antes de consumir.

Licuado 3 en 1:

Zanahoria, naranja y remolacha: una combinación perfecta, que reúne las propiedades anticancerígenas de estos tres ingredientes, en una sola bebida. Consumiendo este batido, ayudarás a tu organismo a prevenir el cáncer, o a frenar su desarrollo, en el caso de que ya se haya hecho presente en tu organismo, pues evita el crecimiento y proliferación de los tumores.

Sólo tienes que exprimir el jugo de una naranja y en él, vas a licuar media remolacha y media zanahoria. No necesitarás endulzarlo, ya que los tres elementos son dulces por naturaleza. Tómalo a diario si te apetece.

Manzanas, albaricoques y duraznos:

Este batido es portador de vitamina B17 o amigdalina, que es considerada como un arma anticancerígena de gran potencia  y constituye el agente quimioterapéutico natural de mayor credibilidad por parte de la comunidad médica en la actualidad.

Cuando coloques los ingredientes en la licuadora, procura dejar las semillas de la manzana y aprovechar todos sus beneficios. Licúa con agua y listo. Si te apetece puedes agregar canela o clavitos.

Guanábana:

Algunos estudios ubican a la guanábana como un súper alimento, mayor portador de Xeronina, considerada una sustancia muy potente y superior a la quimioterapia.

El licuado de guanábana se puede hacer en agua potable o en leche vegetal, con estevia o miel. Todo junto en la licuadora y luego colado con un tamiz mediano.